¿Cuánto tiempo antes debes comenzar a buscar tu vestido de novia?

El vestido de novia es uno de los temas más emocionantes en la planeación de la boda. Sin embargo, antes de lanzarte en la búsqueda es importante que conozcas las seis reglas para elegir esta prenda tan especial.

Entre 12 y 9 meses antes de la boda

– Imagina cómo sería el vestido de novia de sus sueños. Miren revistas, información en internet e investiga las tendencias para que luzcas actual y fresca.

– Si es necesario, te recomiendo describir con cinco adjetivos cómo te gustaría lucir en tu boda. Escribe qué te gusta y qué no para que tu look comience a tomar forma en torno a tu personalidad.

– Averigua cuál es el vestido de novia que favorece más a tu tipo de cuerpo.

– Considera si te casarás de día o de noche, el lugar donde será la boda, la estación del año y el código de vestimenta.

– Platica con tu novio cuál será el presupuesto para el vestido, si es que lo comprarán juntos.

8 meses antes de la boda

– ¡Comienza la búsqueda! De lo contrario, correrás el riesgo de no encontrar un vestido de novia que te guste, pues tendrás que adaptarte a lo que la boutique tenga disponible. O peor aún, algunas tiendas podrían no comprometerse a entregar el traje a tiempo.

– Define quiénes serán las personas que te acompañarán a buscar el vestido. Entre menos sean, mejor: tener muchas opiniones puede confundirte. ¿Otro consejo? Lleva un registro de los vestidos de novia que te gusten y toma fotos para recordar, repasar e ir descartando.

7 meses antes de la boda

– Una vez realizada la selección de posibles vestidos de novia, regresa a las tiendas para probártelos nuevamente. Ve peinada y maquillada para contemplar de forma más realista cómo será tu look.

6 meses antes de la boda

– Ojo, esta es la fecha límite para elegir el vestido de novia y ¡comprarlo!

– Cuando lo tengas, podrás comenzar a buscar los zapatos, el tocado, el velo y los demás accesorios.

5 meses antes de la boda

– Llama a la boutique para confirmar la fecha en la que llegará tu traje. La mayoría de las tiendas tienen vestidos de muestra; es decir, una vez que escojas el tuyo, mandarán a traer uno igual directo desde el atelier donde fue confeccionado.

6 semanas antes de la boda

– El vestido de novia ya debería haber llegado a la boutique. Entonces,  podrás realizar la primera prueba para que le hagan los respectivos ajustes y quede perfecto.

1 mes antes de la boda

– Pide una segunda prueba… y tantas como necesites. Tienes que quedar completamente satisfecha.

2 semanas antes de la boda

Recoge el vestido de novia, no sin antes probártelo nuevamente para estar 100% segura. Cuando lo tengas, guárdalo en su funda para que no se manche ni se maltrate, y mantenlo colgado.

mm
El blog de María José

Todos los días te comparto consejos, ideas y tendencias para la boda.

No Comments Yet

Comments are closed