Buscador
Ver revista digital
Actualidad

Lecciones de amor que nos ha dejado la cuarentena

24-04-2020, 2:45:42 PM Por:
Lecciones de amor que nos ha dejado la cuarentena
Lecciones de amor que nos ha dejado la cuarentena. Fotografía de Max & Greta.

Al amor nada lo detiene, ni la distancia, el trabajo o lo complicado que se vuelva el tiempo de crisis, siempre estaremos juntos, apoyándonos y siendo mejores cada día.

La pandemia de coronavirus ha obligado a todos a adaptarse a una nueva “normalidad”, lo que ha puesto a prueba todas las relaciones. Por ejemplo, los que viven juntos, relaciones a distancia, personas casadas, incluso la sobre interacción con los niños. Pero en medio de todo el caos, el miedo, la incertidumbre y los desafíos que debemos afrontar, hay una cosa que se mantiene, el amor. Estas son las lecciones de amor que nos ha dejado la cuarentena.

Las historias de estas parejas nos demuestran que ningún virus puede contra el amor. Ni la distancia, el trabajo o lo complicado que se vuelva esta pandemia, siempre estaremos juntos, apoyándonos y siendo mejores cada día.

Nada importa más que el amor

Se suponía que los médicos de emergencias Max y Greta de Australia debían casarse el 11 de abril de 2020. No obstante, en lugar de intercambiar sus votos en el altar ese día, ellos compartieron un beso dentro del Geraldton Regional Hospital donde tratan a pacientes con coronavirus.

Esta linda pareja australiana ha tenido que posponer su boda dos veces. Primero, porque el lugar donde sería la fiesta se quemó en los incendios forestales de hace unos meses en la región. Y ahora porque ambos trabajan día y noche combatiendo la pandemia.

El amor surge en el momento menos esperado

Ellos se conocieron un mes antes de la cuarentena y solo tuvieron seis citas. ¿Lo mejor? Decidieron pasar el aislamiento juntos. Al principio solo querían estar un fin de semana, pero terminaron confinados bajo el mismo techo.

Pasan sus días cocinando en pareja, realizando clases de yoga y hasta compusieron una canción juntos. Lo que a muchos les toma meses, ellos lo están haciendo a la brevedad. Se cuentan sus historias de la infancia, los traumas, gustos y disgustos. Así que, en España una comedia romántica surge en medio del caos.

Estamos todos juntos en esto

Rachel y Alan están comprometidos y son fisioterapeutas. Ahora son considerados empleados esenciales durante la crisis y continúan trabajando al frente de la batalla. Cada uno en su empleo han aprendido lo que realmente significa la palabra “esencial” y ahora lo aplican a su propia relación.

La pareja planeaba unir sus vidas en matrimonio el 27 de junio en una elaborada ceremonia seguida de una noche divertida con bebidas y mucho baile. Sin embargo, sus planes han dado un giro enorme, como los de muchos otros novios. “Decidimos que nos casaremos el 27 de junio con solo lo esencial: nosotros dos, un sacerdote y con suerte nuestros padres y hermanos”, comenta la novia.

“Ese día, finalmente podremos ser marido y mujer, y eso es lo más importante para nosotros en este momento. En medio de la incertidumbre que nos rodea, diremos nuestros votos el uno al otro” concluyó.

Para el amor hay que ser creativos

Jeremy Cohen, vive en Nueva York y fue testigo del amor a primera vista. Mientras contemplaba la vista desde su apartamento vio bailar a una vecina en su azotea, Tori Cignarella.

“Hace unos días, me fijé en una chica en la calle de enfrente que bailaba. Me sentí muy atraído por su energía. Salí al balcón, la saludé y ella me lo devolvió”, comenta Jeremy. Esa sonrisa lejana fue el principio de todo ya que él buscó la manera de acercarse a ella de una forma u otra.

Primero envió un drone hasta Tori, el cual tenía su número de teléfono. Tras mantener la conversación él siguió ideando cómo invitarla a salir. Así que, cenaron juntos pero a la distancia; ella desde su azotea y él desde su balcón. Pero eso no fue todo, al día siguiente Jeremy y Tori se conocieron en persona y estuvieron a pocos metros de distancia. El ya enamorado, se metió en una cápsula inflable y hasta llevó consigo un ramo de flores.

https://www.instagram.com/p/B-SXQqpjEPE/

La distancia también une

Para Lauren Romano, la pandemia le ha enseñado que la distancia hace que su corazón lata más fuerte. “Realmente he aprendido, y no quiero ser cursi, pero literalmente no puedo esperar para casarme y formar una familia. La distancia hace crecer el cariño”, comenta la novia.

Ellos son un ejemplo de pareja que tienen que pasar la cuarentena por separado. Anthony, su prometido es bombero en la ciudad de Nueva York. “No nos hemos besado, ni siquiera abrazado o tomado de la mano desde que comenzó la cuarentena. Pero estamos agradecidos de poder incluso estar a pocos metros de distancia el uno del otro porque hay personas que no lo pueden hacer. Entonces hay que agradecer lo que tenemos”, explica.

Quedarse en casa es un acto de amor

Ambos trabajan en un hospital de Los Ángeles, Peggy Ji en emergencia y su esposo con los pacientes ingresados y le dan gracias a todos los que se quedan en casa. “Cuando todo falla, nosotros estamos aquí para luchar contra el COVID-19. Pero podemos evitar sobrecargar el sistema y no llegar al hospital. Todos, incluidos los médicos y los civiles, son la ‘primera línea’ porque pueden hacer la primera diferencia al distanciarse socialmente y quedarse en casa”, escribió ella en un post de Instagram.

Para la doctora es de suma importancia que todos entiendan que quedarse en casa es el mayor acto de amor en este momento.

Las dificultades pueden ser una bendición

¿Miles de kilómetros de distancia pueden alejar el amor? Kimberly Russell y su prometido Justin piensan que no. Ellos llevan una relación a larga distancia, ella vive en Ontario, Canadá, mientras que él es actualmente médico en la ciudad de Nueva York. La pareja ya ha soportado con anterioridad la distancia, desde hace 10 años cuando comenzaron sus carreras como doctores. “Él fue a una escuela de medicina en el Caribe, por lo que nuestra relación ha pasado por huracanes, inundaciones y ahora esto”, explica Kimberly.

“Es difícil imaginar todo lo que he pasamos, pero definitivamente nos ha preparado para manejar este tiempo distanciados bastante bien”, continuó la novia.

Ellos se llaman diario, tienen video chats y se mensajean con frecuencia, eso los ha unido. “A lo largo de nuestra relación, nuestros momentos más oscuros siempre han resultado bendiciones disfrazadas. Las dificultades y los tiempos difíciles han dado lugar a grandes oportunidades e instantes en los que nos apoyamos. Simplemente refuerza que realmente podemos superar cualquier cosa y me hace desear mucho más poder llamarlo pronto mi esposo”.

Saborear cada momento juntos

Este matrimonio son enfermeros anestesistas que están asignados en el equipo que trata a pacientes con coronavirus. Vestidos con su equipo profesional, es lo más cerca que esta pareja puede llegar el uno al otro al comienzo de su turno porque después de terminar tampoco pueden tener contacto. Su conmovedor abrazo fue captado y rápidamente la fotografía se volvió viral, enseñándonos a todos los demás a mantener a nuestros seres queridos cerca y saborear cada momento que tenemos a su lado.

Relacionado:

amor amor en la pandemia cuarentena lecciones de amor
mm Creyente del amor verdadero y la magia de encontrarlo. Cursi y geek de clóset. Amante del cine, las series y las sagas. Siempre digo que al cambiar tu cabello, cambiará tu vida.
Suscríbete al Newsletter

Mantente actualizado con la mejor selección de noticias