¿Qué hacer entre la ceremonia y la recepción?

Definan qué harán en en el tiempo entre la salida de la iglesia y su llegada a la fiesta

Imprimir Enviar

Por: María José, blogger de bodas

Hola futuras novias,


¿Se han puesto a pensar en qué harán entre la ceremonia y la recepción de la boda? Hoy les presento las posibles respuestas y alternativas para que tomen nota y no se sientan perdidas el mero día. Con esto, me refiero a ese espacio de tiempo que ocurre entre la salida del lugar en el que se celebre el enlace y la llegada de los novios a la fiesta.


Una vez que hayan sido declarados marido y mujer, los invitados se trasladarán al lugar para disfrutar del cóctel de bienvenida para posteriormente ser acomodados en las sus respectivas mesas y darle así la bienvenida a la nueva pareja de esposos al banquete y fiesta. Pero mientras todo esto ocurre, ¿qué pasa con los novios? les cuento a continuación:



Antes que nada, no den pie a que todos los invitados se pongan a saludralos al salir de la ceremonia, ya habrá tiempo para eso. Lo que tendrán que hacer es dirigirse inmediatamente al coche o, si la fiesta será ahí, al lugar en el que hayan planeado esperar.


Enlace civil


Si han decidido que el civil sea justamente después de la religiosa, entonces entre la misa y la recepción podrán llevarla a cabo. Por lo tanto, tendrán que acudir al lugar en el que se realizará y al que solamente podrán asistir los familiares más cercanos de los novios así como obviamente los testigos.


Sesión de fotos


Les recomiendo que la sesión de fotos sea antes de que empiece la boda por razones de tiempo. Sin embargo, pueden ocupar el tiempo que hay entre la ceremonia y la recepción de la boda para tomarse algunas fotos que hayan faltado con su familia y las damas, así como sus primeras como esposos ¡Luciendo sus anillos de casados!


Relájense y refrésquense


Es momento de sentarse, tomar agua, ir al baño, retocarse el maquillaje y el peinado de novia para que luzcas perfectas, ponerse perfume, loción, acomodar y arreglar el vestido de novia, el traje de novio etc. Dense unos minutos para ustedes.


Además, es el momento ideal para que se quiten el velo de novia, recuerden que no es una gran idea portarlo ya en la recepción sobre todo para que estén más cómodas. También es buen momento para cambiar los zapatos de novia por otros que les permitan disfrutar de principio a fin.


En cuanto a los hombres, si la boda se llevará a cabo en un lugar de clima cálido, el novio podrá cambiarse a un look más cómodo como por ejemplo ponerse una guayabera.


Un momento a solas


Si se puede, les recomiendo que se den un tiempito para estar a solas con él, que para ese momento ¡ya será su esposo! y juntos asimilar lo que estará pasando después de varios meses de organización ¡Qué emoción!


Tiempo con sus seres queridos


Así mismo, pueden aprovechar para pasar unos minutitos con su mamá, papá, abuela … todas esas personas con un significado especial en su vida, ya que cuando comience la fiesta no tendrán mucha oportunidad de estar juntos.


Lo que NO deben hacer


No puedo dejar de mencionar que sería un grave error que la novia, el novio o ambos, se pongan a ver pendientes o a solucionar problemas del evento entre la ceremonia y la fiesta. Recuerden que antes del gran día tendrán que definir a un responsable para que ustedes solamente se enfoquen a vivir al máximo su gran día.


Ya que los invitados estén en sus respectivos lugares se pondrán de pie para aplaudir y recibir a los novios que caminarán hasta la pista de baile y saludarán desde ahí a los presentes para después dirigirse a la mesa de los novios en la boda para que todos juntos disfruten del banquete de la boda.


Les mando besos.


María José


 

Especial montajes Especial maquillaje Especial destinos