¿Hinchada en tu boda? 7 tips para evitar la inflamación

¡Nada mejor que sentirte ligera como una pluma el día más importante de tu vida!

Imprimir Enviar

Por: Nupcias Magazine

Has estado a dieta durante meses y pasado horas en el gym con tal de lucir espectacular en tu boda (y, a decir verdad, no te ves nada mal). Pero llega el día de tu enlace y ¡horror! Tu vestido te aprieta, te sientes hinchada y notas una pancita en el espejo. Suena a película de terror, ¿verdad?

No hay peor día que el de tu boda para sentirte hinchada. Si quieres evitar esta incómoda situación, toma en cuenta las siguientes sugerencias. ¡Nada mejor que sentirte ligera como una pluma el día más importante de tu vida!


Come despacio

¿Cuál es la prisa? Estamos tan acostumbradas a hacer todo tan rápido que trasladamos esta prisa a la mesa. ¡Error! Si comes demasiado deprisa, además de ingerir más de lo que necesitas, permites que entre mucho aire a tu estómago, lo que cause que éste se infle. 


Evita comidas saladas y procesadas 

Dos semanas antes del gran día, evita por completo las comidas con mucha sal (papitas, palomitas, embutidos y comidas procesadas en general). Estas comidas provocan que tu cuerpo retenga mucha agua, lo que causa hinchazón. ¿Una manera fácil de evitar estos alimentos? No comas nada que esté enlatado, envasado o empaquetado. 


Bebe agua

El agua ayuda a eliminar la sal en tu organismo. En lugar de beber mucha de un jalón, toma varios sorbos a lo largo del día. Durante las comidas, en lugar de tomar agua de sabor, prepárate una infusión: ésta ayudará en el proceso de digestión.


Olvídate del queso y los frijoles 

Al organismo le resulta difícil digerir comidas con mucho gluten o lactosa. Así que, si quieres lucir ese abdomen plano que tanto trabajo te ha costado conseguir, evita ingerir lácteos o leguminosas desde una semana antes de tu enlace.



Di “adios” a los refrescos

Éste es un hábito que quizá deberías adoptar para tu vida diaria, pero ahora es el mejor momento para comenzar. Las bebidas carbonatadas tienen burbujas de gas que viajan directamente a tu estómago y que te hacer sentir hinchada e incómoda. Evita también el agua mineralizada, aunque sea sólo el día de tu boda.


Consume yogur natural

El yogur natural es el único lácteo que ayudará en tu digestión. No nos referimos a los yogures procesados y llenos de azúcar que venden en el súper, sino al yogur natural o kéfir, hecho en casa con búlgaros. Éste contiene probióticos con cultivos activos que previenen la distensión estomacal. Mira aquí cómo lo puedes preparar.


Nada de frituras

Los alimentos fritos no sólo te hacen engordar: son tan difíciles de digerir que te hacen sentir demasiado llena y con el abdomen hinchado. Olvídate por un tiempo de las croquetas, los empanizados y las papas fritas y prefiere las comidas asadas, hervidas o al vapor.

 

Especial montajes Especial maquillaje Especial destinos