Al 100 antes del embarazo

Foto: Tatiana Vdb

Antes de decidirse a tener un bebé, tanto tu estado de salud como el de tu esposo deben ser los óptimos.

Imprimir Enviar

Por: Sandra Morales Llano

Traer un nuevo ser al mundo es una responsabilidad seria. Por lo mismo, al menos tres meses antes de empezar a escribirle a la cigüe.a, tú y tu pareja deberán mejorar sus hábitos y realizarse exámenes médicos para asegurarse de que todo marcha bien o, en su caso, para hacer los ajustes necesarios. Toma nota de lo que les toca hacer a ti y tu media naranja.

A ti

Antes del embarazo realízate estos exámenes médicos:


»» Cuadro hemático: para conocer el número y condiciones de las células que hay en tu sangre.
»» Glicemia: para descartar la existencia de diabetes.
»» Toxoplasma: previene el riesgo de toxoplasmosis congénita en el feto, una enfermedad infecciosa de consecuencias fatales.
»» Vacunas: contra hepatitis A y B, tétanos, varicela y rubeola.
» A criterio médico, también te puedes practicar una citología (análisis celular), una frotis vaginal (para detectar afecciones cancerosas en el cuello del útero), una ecografía transvaginal (para examinar los órganos genitales) y valoraciones nutricional y odontológica.

A los dos

Antes de concebir, ambos deben someterse a estudios médicos y adoptar mejores hábitos:
»» Consejería genética: para conocer antecedentes de cáncer, diabetes y anormalidades genéticas.
»» Estudio genealógico: análisis más amplio para determinar si los cromosomas están completos en forma y número.
»» Grupo sanguíneo y factor Rh: si existiera incompatibilidad entre tu grupo sanguíneo y el de tu pareja, el médico determinará cómo prevenir riesgos.
»» Sífilis, hepatitis B y VIH: para saber si alguno de ustedes es portador de una enfermedad de transmisión sexual.
»» Ácido fólico: desde tres meses antes de la concepción, tú y tu esposo deben ingerir 0.4 mg de ácido fólico al día para prevenir defectos en el tubo neural del bebé.
»» Obviamente, dos papás sanos tienen más posibilidades de engendrar un bebé sano. Mantener un peso saludable, hacer ejercicio, dejar de fumar y evitar el alcohol son los puntos de partida para vivir un embarazo sin complicaciones y gozar de un bebé en perfecto estado de salud. Vale la pena el esfuerzo.

 

Especial montajes Especial maquillaje Especial destinos